logo200pxtesauro
Tercera época - Nº 327. ISSN: 2530-7169. Lugar de edición: Madrid, España. Entidad responsable. conCiencia Cultural

"Retrotopía", de Zygmunt Bauman

Leer a Zygmunt Bauman es una permanente gimnasia para el espíritu, sobre todo en estos tiempos en los que el pensamiento fuerte se ha desplomado en el sofá de la frivolidad digital.

La cultura del tabaco

He visto, en medio siglo, pasar el humo del tabaco del castigo al castigo, dejando en el centro una época de “permisionismo” que, más o menos, coincide con mi juventud.

Puede que en otros ámbitos, nuestra época sea la mejor de la historia. Pero en lo que se refiere al sentido común y al uso de la inteligencia en la vida pública, vivimos un periodo fatídico. O al menos, eso parece a poco que uno se deje arrastrar por las redes sociales o la telerrealidad.

La importancia de lo superfluo

He dedicado al tema de lo superfluo un libro sin duda innecesario llamado Lo único que importa es lo superfluo. En él explico que el avance de la civilización consiste en gran medida  en prestar una atención cada vez mayor hacia lo superfluo, hacia lo innecesario.

La evolución de las piedras

Hace unos cuantos años empecé un proyecto con un extraño nombre El pensamiento noALT.

Halloween

Recorriendo la exposición de los pintores fovistas franceses y suizos que ofrece la Fundación Mapfre, un amigo insistió en el tema de la inmediata expresividad de los colores.

Tatuaje

Durante el verano, la vestimenta ligera y sumaria permite ver con más facilidad el cuerpo de los semejantes. Sin pasar de impresión, puedo decir que mi mayor curiosidad se ha dirigido a los tatuajes, tal vez por mi afición a leer, a descifrar signos. Y, siguiendo en el mero impresionismo, he contado una notable mayoría de varones entre los tatuados. Varones jóvenes que, tras hacerse depilar, o sea destacando la tersura de la piel juvenil, se dedicaron trazar rugosas singladuras de tinta sobre esa misma piel.

Niños solos

La soledad está bien para los adultos pero en los niños es una anomalía. Esto pensaba después de leer las noticias de prensa sobre el francotirador de Munich. La infancia es una época terrible, que solemos idealizar porque ha pasado y porque entonces teníamos menos años. Pero en ella se incuban las mayores tristezas y hay heridas que nunca se cierran.

Invisibles

Recorres la ciudad y los encuentras. Los ves a cada paso. Incluso sin mirarlos los presientes. No puedes evitarlo aunque quisieras. Están ahí, a tu lado, los notas muy de cerca.

Lo que nos une

Yo nací en Madrid porque mis padres decidieron vivir y trabajar en esta ciudad. Sin embargo, mi cultura es del norte, es gallega y asturiana por partes iguales. Mis comidas, mis horarios, mis formas de llamar a las cosas. Incluso, si me esfuerzo, el tono con el que hablo.