Trestesauros500

Uno de los tramos más reveladores de este libro tiene que ver con la biofilia, esa inspiración que nos contagió en su día E.O. Wilson, y que, por decirlo con sencillez, podríamos considerar un elogio de la naturaleza, entendida como origen y destino del quehacer humano, y asimismo como lazo emocional de nuestra especie con el resto de la biosfera.

Igual que el hombre, la mayoría de los animales distribuyen su espacio de forma ordenada para cubrir sus necesidades vitales; así, dentro de los límites de su territorio establecen zonas para dormir, para cazar, para comer, otras como retrete, etc. Para esta breve exposición, me he limitado a enunciar algunas de las características de las moradas de peces, mamíferos y aves.

Las musas y la perfección griega

José Luis Casado, en M21 Radio, presenta Madrid con los cinco sentidos, con la sección de Daniel Tubau Una cita con las musas… Aquí puedes escuchar y ver algunas imágenes relacionadas Una cita con las musas, en un programa muy especial con José Luis Casado, Chus Natera, Daniel Tubau y nueve invitadas…

Astaná, parque temático

Una ciudad es un organismo, generalmente creciente, a veces decadente. Las ciudades europeas desaparecieron por docenas a comienzos del medievo. En todo caso, se van haciendo o deshaciendo por grados, a lo largo de un tiempo digamos que lento. Así es como tienen historia. Por excepción, algunas se hacen todas de golpe, con regla y compás, en un terreno pelado, sin historia. En América del Norte, Washington. En la del Sur, Brasilia en Brasil y La Plata en la Argentina. Tienen un aire de maqueta, al principio para ver y no tocar. Luego, los días les regalan su pátina.

En una versión previa de La verdadera historia de las sociedades secretas, incluí este comentario, que luego se perdió en la edición definitiva:

Piano, Piano

Tú, yo, todos nosotros, pasaremos pero como testigos de nuestro paso por el tiempo quedarán, por ejemplo, los edificios del arquitecto genovés Renzo Piano.

Niemeyer

No haré a destiempo el recordatorio de del arquitecto brasileño Oscar Niemeyer (1907-2012). Simplemente, quiero subrayar un hecho que define al maestro: el siglo de vida lo encontró trabajando en su estudio costeño, mirando, a veces, el inalcanzable límite del océano. Estuvo esbozando un macroproyecto que regaló a la ciudad de Avilés: un gran centro cultural internacional que contribuye a la reordenación y la revitalización de la urbe asturiana.

Asociamos la práctica de la magia y del ilusionismo al teatro, a la fiesta, a la plaza pública y a los espectáculos cortesanos, a la barraca de feria, a la pista de circo, al cabaret, a los grandes espectáculos itinerantes y a los programas de vaudeville, a la revista y a las salas de fiestas, al plató de televisión, a los lugares concebidos específicamente para hacer magia como el Magic Castle o la gran mesa protegida por un mosquitero en el jardín de Juan Tamariz, a salas como Crochet, la Cripta Mágica, El Teatro Encantado, la Grada Mágica, Houdini, el Rey de la Magia, el mágico territorio de Dámaso, la misteriosa cueva a la que está dando los últimos toques Pepin Banzo, un lugar nuevo que me anuncian se abrirá en Segovia y otros muchos que no cito para no ser prolijo, a los que mencionaré en otras ocasiones.

Quizá mucho de lo que investigó Georges Duby (1919 –1996) a lo largo de su trayectoria se resuma en esta obra clásica, un título imprescindible para todos aquellos que deseen comprender las claves del Occidente medieval a través de su arte y su urbanismo.

La razón de la forma: David Chipperfield

¿Cómo definir la obra de David Chipperfield? Cabe hacerlo en términos que subrayen su cualidad esencial. En mitad del ruido, el silencio. En mitad de los fuegos artificiales, un juego tenue de luz y de sombra. En mitad de las formas efímeras, las masas contundentes. En mitad de la indefinición, las líneas puras, los volúmenes claros. En definitiva, eso que podemos entender como la razón de la forma.