logo200pxtesauro
Tercera época - Nº 327. ISSN: 2530-7169. Lugar de edición: Madrid, España. Entidad responsable. conCiencia Cultural

Mi amigo el muerto

De los múltiples géneros y tópicos del periodismo, uno muy especial es el de la necrológica. Es un tipo de nota en que un vivo intenta señalar que sigue vivo frente a un congénere que ya no lo es. Es decir que el protagonista de la prosa es el superviviente y no, como sería del caso, el occiso.

El yo de los españoles

¿Es decible la intimidad? Esta y otras preguntas cruciales para lo que entendemos –si algo entendemos– por literatura, se formula con gran inteligencia Anna Caballé en su libro Pasé la mañana escribiendo. Poéticas del diarismo español (Fundación José Manuel Lara, Sevilla, 2015).

"Cuadernos 1894-1945", de Paul Valéry

El simbolismo propone al lenguaje como cuerpo, música y casa de sí mismo. No es causal que, en los poemas de Valéry, se repita la escena del cuerpo solitario, generalmente femenino) que se despierta con la primera luz del día.

"Estudios filosóficos", de Paul Valéry

No hace falta subrayar la actitud antirrealista de la propuesta valeryana, debida tanto a su fidelidad de principios con el simbolismo como a la cercanía de la eclosión realista–naturalista que se produce en el período inmediatamente anterior al de la experiencia literaria de su generación.

Valéry insiste en un modelo de «buen» poeta que escucha con atención al lenguaje más que le impone tareas operativas.

La poesía pura el mundo de la poética valeryana, la poesía pura es aquélla de la cual puede abstraerse el contenido y considerarse exclusivamente en cuanto a sus modos formales. La forma, a su vez, es el conjunto de atributos sensibles que tiene un texto, que le permite durar, salvarse de la disolución (por el olvido, la desatención, las objeciones críticas).

Carpe diem

Ante las ruinas de Europa, tras la guerra de 1914-1918, Paul Valéry reconoció, lastimero, la mortalidad de las civilizaciones.