graciasportadadefesq

Melancolía

Decía Hipócrates que el cuerpo humano estaba formado por cuatro humores: sangre, flema, bilis amarilla y bilis negra. El cuerpo estaba sano cuando los cuatro humores estaban en equilibrio (crasis) y enfermo, cuando se producía el desequilibrio (crisis). Y también decía Hipócrates que el predominio de un humor sobre otro determinaba el temperamento de la persona.

Benedetti

Y hoy, hoy sólo puedo pensar en el Benedetti, en su ladrillo, en su patria añorada, en sus casas ajenas, en los cielos prestados, en las paredes que serán de otros, en las puertas que ya no cruzaré, en las luces que no volveré a encender, en ese aroma que sólo es de ahí pero yo ya no volveré a oler, en las ilusiones perdidas, en las esperanzas quebradas, en tantos sueños rotos, en las nuevas rutinas que me esperan, en las letras que ya no volverán a leer mis ojos, en ese reloj bello y hermoso, en las tres de la tarde, en los miércoles y en los viernes, en el sol filtrándose por la cristalera... hoy, hoy vuelvo, una vez más, a la patria de los exiliados...

Cuando me confiscaron la palabra y me quitaron hasta el horizonte... Cuando salí silbando despacio y hasta hice bromas con el funcionario... Yo tenía estudiada una teoría pero el cursillo no sirvió de nada... Desarmados como sueño en andrajos... Inermes como sueños, así vamos... Se aprende todo menos las ausencias...