graciasportadadefesq

Edward O. Wilson alcanzó su prestigio argumentando que dos realidades aparentemente dispares, la sociedad humana y el mundo natural, se rigen por los mismos principios. Sean B. Carroll alcanzó el suyo unificando el estudio de los seres humanos y el de animales, mostrando que el desarrollo en ambos es impulsado, en lo fundamental, por los mismos procesos moleculares y genéticos. ¿Y qué sucedió cuando estos dos científicos se reunieron en una animada charla? Pues que decidieron unificar toda la biología.

Si tuviera que elegir un subgénero de la fantasía, me quedaría, sin dudarlo ni un momento, con el de los mundos perdidos. Ambientados en tierras incógnitas, esos relatos suelen enfrentar a sus protagonistas con saurios prehistóricos y con otras bestias olvidadas por el tiempo.

La evolución de algunos vertebrados mandibulados tuvo lugar antes del periodo Devónico, hace entre 419 y 358 millones de años aproximadamente en la región de Yunnan. al sur de China, según reveló el hallazgo de una nueva especie de pez.

"Las toleramos, pero no las necesitamos". Así hablaban los surrealistas de las mujeres. El surrealismo, como el dadaísmo, el futurismo, el expresionismo y tantos otros artes vanguardistas seguía siendo un coto cerrado, un club exclusivamente compuesto por hombres. Hombres que vivían en su propio universo masculino, con sus ojos cerrados al exterior, construyendo sus propios fantasmas sobre lo femenino, sobre la mujer.

Leí en 2003 el mítico libro de Nik Cohn Awopbopaloobop Alopbamboom, publicado en 1969. Se considera que es la primera obra dedicada a la música pop y rock.

"Golpes bajos", de David Gistau

La novela de David Gistau nos conduce hasta los márgenes de una doble frontera: la que separa los barrios altos de las zonas menos prósperas de Madrid, y la que se alza por culpa de la pantalla televisiva, distanciando a la vida real de esa telerrealidad frívola, engañosa y pasajera.

"Ciudadela", de Antoine de Saint-Exupéry

Si existe un Valhalla de los aviadores, Saint-Exupéry estará sobrevolándolo con su prestigio intacto. Al fin y al cabo, pocos narradores acceden a esa gloria que consiste en ser ellos mismos un personaje novelesco.

Alejamiento del mundo, ensimismamiento, sospecha de que la realidad aparente de las cosas no sea su verdad última, son rasgos de comportamiento que, sin excesiva dificultad, permiten apuntalar una ideología religiosa.

"Amor y Amistad", de Jane Austen

Uno siente como si conociese de toda la vida a Jane Austen, cuyo bicentenario, por cierto, conmemoramos en 2017. Ella, como bien sabe la legión de seguidores que cita una y otra vez su nombre, es esa escritora sutil, inteligente, perspicaz y elegante, a la que siempre volvemos cuando el mundo parece perder su cordura.

Los hurones, comadrejas y tejones tuvieron un antepasado que fue un gran depredador en su época: Megalictis ferox. Hace entre 22 y 18 millones de años, en el Mioceno inferior, este animal fue el más grande de su familia, los mustélidos.