El voto prestado

El voto prestado Imagen superior: Patricia Simón, CC

La democracia es un ejercicio de reflexión y una elección entre diversas posibilidades. Si a las distintas contiendas electorales solamente se presentara un partido, no tendría sentido votar. Por suerte, el arco político tiene siempre, al menos, dos propuestas.

Hay sociedades democráticamente muy avanzadas en las que el bipartidismo sostiene el edificio de manera firme y no por ello se ha resquebrajado. También hay otras en las que la tradición histórica ha determinado la existencia de distintas corrientes políticas, generándose una dinámica específica que se considera ya casi cotidiana.

Son las dos caras de una misma moneda: en democracia la mayoría decide. En demasiadas ocasiones olvidamos que el sistema democrático tiene su base en la posibilidad de emitir un voto. Un voto libre, directo, secreto. En esa libertad de voto encontramos la muestra de que somos ciudadanos, no súbditos. Y en la reflexión previa reside el carácter peculiar de esa elección.

Nuestra conciencia, nuestras ideas, se activan ante las propuestas de los partidos políticos y, sobre todo, ante la valoración que hacemos de sus actuaciones previas. No regalamos el voto, ni lo entregamos a perpetuidad, no lo damos en almoneda. Simplemente lo “prestamos” y lo hacemos a tiempo tasado. Y, tras ese tiempo, cuando transcurre el período del préstamo, se activa de nuevo el proceso reflexión-acción, que es la sustancia del juego democrático cuando se practica cumpliendo sus reglas.

Faltos de costumbre a la hora de transitar en democracia, tan reciente su existencia si la comparamos con los siglos de historia que el país tiene tras de sí, el sentido del voto se ha pervertido. En lugar de considerar que es nuestro y que lo dirigimos en cada ocasión a aquella opción que nos parece más adecuada, solemos convertirlo en un voto cautivo, en un voto entregado. Toma, aquí tienes mi voto, por siempre y para siempre. Haz con él lo que quieras. Casi como si fuera un acto de amor.

Esa entrega sin condición previa desbarata también la esencia de la reflexión. ¿Para qué pensar si vamos a votar lo mismo de todos modos? ¿Para qué informarme de las distintas propuestas si tengo una a la que me aferro sin posibilidad de duda? ¿Para qué analizar la actuación de los partidos políticos en el poder o en la oposición si sé cuáles son los míos y cuáles son los otros?

El voto entregado perpetúa a los partidos en el gobierno una vez estos han alcanzado el poder, eliminando o haciendo muy difícil la posibilidad de la alternancia.

En realidad, le quita sentido a las campañas electorales y a las elecciones mismas. Bastaría con que cada uno se apuntara a un censo de votantes de tal o cual opción sin más. Sería más barato.

Pero la democracia es otra cosa. Es en esa posibilidad activa de elegir, de decidir y de cambiar donde encuentra su mayor significado.

Cuando el voto se presta no hay enemigos. Los contrarios tienen diferentes ideas pero podemos confrontarlas cómodamente, sin necesidad de descalificarlas. Precisamente es la confrontación el caldo de cultivo de nuevas propuestas innovadoras y de la posibilidad del consenso. Si partimos de esta base, quizá en España sea posible algún día que se gobierne en coalición, que no es una mera suma de partidos, sino una apuesta por encontrar zonas de encuentro entre ideas diferentes, con el objetivo de lograr el bien común.

Copyright © Catalina León Benítez. Reservados todos los derechos.

Caty León

Gaditana de nacimiento y crianza; trianera de vocación. Lectora y cinéfila. Profesora de Geografía e Historia y de Orientación Educativa. Directora del IES Néstor Almendros de Tomares (2001/2012). Como experta en organización escolar he publicado los libros La secretaría. Organización y funcionamiento y El centro educativo. Función directiva y áreas de trabajo, artículos en prensa (ABC: 12, 3, 4) y revistas especializadas, así como ponencias en cursos y jornadas.

En noviembre de 2009 recibí la medalla de oro al Mérito Educativo en Andalucía. En 2015 he obtenido el Premio “Antonio Domínguez Ortiz” por la coautoría del trabajo Usos educativos de la robótica. Una casa inteligente.

En el ámbito flamenco he publicado decenas de artículos en revistas como Sevilla Flamenca, El Olivo, Alboreá y Litoral, sobre el flamenco y las artes plásticas, la mujer y el flamenco, entre otras temáticas, así como varios libros, entre los que destacaría la primera incursión en la enseñanza escolar del flamenco, Didáctica del Flamenco, mi libro sobre El Flamenco en Cádiz y el ensayo biográfico Manolo Caracol. Cante y pasión (ver reseña en ABC), así como mi investigación sobre la Noticia histórica del flamenco en Triana. Conferencias, jornadas, jurados, cursos de formación, completan mi dedicación al flamenco. En 2015 he sido galardonada con el Premio de Honor “Flamenco en el aula” de la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía.

Por último, la literatura es mi territorio menos público pero más sentido. Relatos, microrrelatos, cuentos, poemas y una novela inédita Tuyo es mi corazón. I Premio de Relatos sobre la mujer del Ayuntamiento de Tomares, en su primera edición. Premio de Cuentos Infantiles de EMASESA en 2015 por Hanna y la rosa del Cairo.

En mi blog Una isla de papel hay un poco de todo esto.

Sitio Web: unaisladepapeles.blogspot.com.es/

Social Profiles

logonegrolibros

  • El espectador participativo
    Escrito por
    El espectador participativo Hoy en día es difícil saber cómo se veía el cine en sus orígenes, porque nos hemos acostumbrado, década tras década, a los cambios que se han ido produciendo en el lenguaje cinematográfico. Es un…
  • El Inca Garcilaso y Hegel
    Escrito por
    El Inca Garcilaso y Hegel El azar, complicado con viejas costumbres, ha hecho que me cayeran en las manos dos relecturas: los Comentarios reales del Inca Garcilaso de la Vega (¿reales de realidad, de realeza?) y las Lecciones sobre la…

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • El derecho a la ciencia
    El derecho a la ciencia Imagen superior: actividades de promoción de la ciencia en la Casa Blanca (White House Science Fair. Fotografía: NASA/Aubrey Gemignani) No puede negarse: la cultura científica es indispensable para el ciudadano. No sólo por su utilidad…
  • Sevilla, puerta de Indias
    Escrito por
    Sevilla, puerta de Indias (...) Pasear por el centro histórico de Sevilla es todo un acontecimiento. Y no sólo porque es una ciudad monumental de primera, que también, sino por las emociones que transmiten los lugares que fueron testigos…

Cartelera

Cine clásico

  • It's in the game
    Escrito por
    It's in the game Poco a poco, va atenuándose el prejuicio contra los videojuegos, pero a cierto nivel, sigue siendo el pasatiempo más denostado por madres concienciadas, sufridas novias y periodistas despistados. Se le acusa de destruir cerebros infantiles,…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • Violetta en Lieja
    Escrito por
    Violetta en Lieja Clorinda, Oscar, Ninetta, Olga Sukarov, Musetta, Lisa, Adina, Norina… De ahí a Lucia, Gilda, Cleopatra… Prudentes ascensos, ir escalando inteligentemente peldaños sopraniles partiendo de la categoría de ligera cercana a la soubrette hasta llegar a…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

  • ¿Es la ballena un pez?
    Escrito por
    ¿Es la ballena un pez? “¿Es la ballena un pez?” se preguntaba retóricamente William Sampson en el título de su Reporte fidedigno sobre el caso de James Maurice contra Samuel Judd. El “reporte fidedigno” se refería a un sonado caso…

logonegrofuturo2

Petar Milošević, CC