"El mago manco", de Ramón Mayrata

"Cuando murió Diana ‒leemos al comienzo de El mago manco‒, Manuel el Cubano, a quien conocíamos por don Manuelito, cerró la puerta de la casa y se refugió en la última planta del Hotel Las Sibilas. Era un forastero y no tenía amigos. Aun así hubo quien echó de menos sus idas y venidas por la calle de Hurones con el traje de lino impoluto, la corbata de hebilla y un habano entre los dedos. Añoraban su estampa estival y caribeña que le convertía en un viandante improbable en una ciudad de inviernos extremados.

En la habitación del hotel se sentía perdido. Además el dolor no hacía más que intensificarse. Los camareros le subían puntualmente las comidas y las retiraban sin que casi las hubiera tocado. Por ellos sabíamos que se pasaba el día ante la ventana, arrojando humo por la nariz y ahuyentando las volutas del rostro. Sus ojos irritados acribillaban el cordal de granito que llaman la Mujer Muerta. Según la leyenda, su interior cobija una mujer dormida. Allí había esparcido sus cenizas. ¡Qué pronto se sentía el silencio en aquella ciudad sigilosa!

Don Manuelito esperaba una señal de Diana. Ella había creído firmemente a lo largo de su vida que, al morir, su conciencia emigraría a otro cuerpo. Una reencarnación que se repetiría tantas veces como fuera preciso hasta que se cumpliera su destino. Sobre este asunto no admitió jamás discusión alguna. Incluso había obligado a don Manuelito a jurar que el primero en llegar al más allá daría señales de vida en el plazo de diez días".

Don Manuelito, un asesino a sueldo, ha sufrido mucho tiempo la agonía de la vida sin el paliativo del amor. Pero desde que conoció a Diana ha decidido apartarse del mal como quien deja el tabaco drásticamente.

Cuando el tahúr Joe Zigzag, el hombre que jamás perdió una partida, empezó a sentir que añadía belleza al asombro, se convirtió en mago.

Ramón Mayrata nos sumerge en esta novela en el universo de la magia mediante estos personajes, cuyas vidas se unen de manera inopinada y desconcertante tras la aparición del cadáver mutilado del tahúr.

Don Manuelito, espera una señal de su mujer muerta desde el más allá, pues habían acordado que el primero que muriese se pondría en contacto con el otro como hiciera Harry Houdini, con su esposa Bess Rahner.

Pero las únicas señales del otro mundo parecen provenir del tahúr asesinado.

Con un peculiar sentido del humor, la novela nos muestra que  la magia es un sistema de conocimiento para desollar la piel de la realidad, para indagar lo que ocultan las apariencias. 

El universo corrupto en el que vivimos parece concebido por un gran tahúr y para subsistir es ineludible desmontar sus trampas.¿No es la literatura, también,  una forma de magia y el escritor un prestidigitador que mantiene la realidad en suspenso mientras prosigue la fábula?

FronteraD Ediciones

150 x 210 mms

ISBN 978-84-942853-1-8 

334 páginas

Fecha de publicación: octubre de 2014

Thesauro Cultural

Hay un momento para echar la vista atrás, recordando las condiciones en que nosotros, la especie Homo sapiens, emprendimos nuestra andadura. Hay un momento para explicar lo que fuimos, en el plano científico y cultural, e imaginar lo que seremos, más pronto que tarde. Tú y yo. Ustedes que nos leen y los que escribimos a este lado de la pantalla. Hay, en fin, un momento para explicar el trabajo de los paleontólogos ‒los historiadores de la vida‒ y sumarlo al de tantos otros investigadores que comprueban cómo la cultura altera nuestro recorrido social y evolutivo. Sabios que rastrean las civilizaciones en que se escindió la humanidad. Expertos que nos hacen partícipes de creencias y costumbres, creaciones artísticas y avances tecnológicos. Entre todos, definen una sutil conexión que que nos mantiene unidos desde hace... ¿cuánto tiempo ya? ¿165.000 años? ¿315.000?

Quién sabe si ese interés por la naturaleza humana, en su increíble diversidad, es lo que te trajo hasta aquí. Ahora ya lo sabes: si nosotros hacemos cada día TheCult.es (Thesauro Cultural), es porque tú sientes esa curiosidad por los retos más desafiantes de la ciencia y la cultura. Quizá acabas de descubrir esta revista, buscando un dato que necesitas para la clase de mañana. O acaso usted ‒a quien le incomoda el tuteo‒ hace mucho que completó sus estudios, y nos sigue fielmente desde que nos asomamos a internet, allá por 2007.

¿Sabe lo que le digo? Queremos observar con usted ‒contigo‒ cada detalle del mundo que nos rodea. Queremos recorrer la historia de la biosfera y explorar las huellas más nobles que hemos dejado en el planeta: nuestra cultura científica, nuestro arte y nuestro legado intelectual.

Social Profiles

logonegrolibros

  • El paradigma de Field y la novedad
    Escrito por
    El paradigma de Field y la novedad Syd Field propone muchas veces lo mismo que proponía Aristóteles, aunque cambia algunos nombres. Esta es una práctica habitual de Field, pero que se utiliza muy a menudo para redescubrir las cosas: le cambias el nombre…
  • Recuerdo de Ernst Nolte (1923-2016)
    Escrito por
    Recuerdo de Ernst Nolte (1923-2016) La obra de Ernst Nolte ha servido, entre otras cosas, para reiterar el carácter inestable del pasado, que es el objeto por excelencia del historiador. Certeau señala que, junto con el psicoanálisis, la historia se caracteriza…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • Experiencias
    Escrito por
    Experiencias Abril de 1996. Hace veintiún años. Y ahí estoy yo, sentada, a las puertas del Archivo General de Simancas, a escasos seis kilómetros de Valladolid. Y ahí están las fotocopias de un documento que, dos…

Cartelera

Cine clásico

  • Sofía
    Escrito por
    Sofía Dos mujeres. La película que a mi madre la acercó a la Loren definitivamente. La que le proporcionó a Sofía un Óscar de la Academia, un BAFTA y el premio de interpretación femenina de Cannes,…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

  • El gran peligro
    El gran peligro Primero fue la bomba atómica, que traía consigo lo que nunca había ocurrido: la posibilidad aterradora de que el ser humano fuera la primera especie capaz de destruirse a sí misma. Los temores de un invierno nuclear,…