"Carta sobre el entusiasmo" y "Sensus communis". Ensayo sobre la libertad de ingenio y el humor, de Shaftesbury

Leyendo a Anthony Ashley-Cooper, tercer conde de Shaftesbury (1671–1713), uno confirma lo que destacan sus estudiosos: un claro interés por el pensamiento clásico y, en el ámbito ensayístico, una clara afinidad con ese buen criterio que definieron y pusieron en práctica los filósofos estoicos.

Importa menos, en esta línea, su actividad parlamentaria que esa infatigable actividad como escritor, que redobló cuando la niebla y el humo de Londres agravaron su asma, obligándole a instalarse en su casa solariega de Little Chelsea. Fue allí donde cumplió con ese sueño que todo lector calmado imagina: habitar en una mansión rodeada de frutales, provista de una magnífica bodega y de una biblioteca atestada de libros.

A ese primer retiro le siguió otro en Holanda, donde encontró un ambiente intelectual idóneo para cultivar, en buena compañía, los temas que le preocuparon a lo largo de su vida, y que en buena medida salen a relucir en la edición que nos ocupa.

A modo de curiosidad, vale la pena recordar que, de nuevo en Inglaterra, se hizo construir en la hacienda familiar la llamada Torre del Filósofo, desde donde Shaftesbury podía solazarse con la contemplación de la naturaleza, al tiempo que dedicaba sus horas y sus días a reflexionar sobre cuestiones tan enjundiosas como las que componen los dos textos que incluye este libro.

Dicen que un criado de su confianza solía aguardarle silenciosamente en la planta inferior de esa torre, mientras él leía o escribía en soledad. No me negarán que la estampa vale por toda una biografía.

En todo caso, no fue el lugar definitivo para este inquieto pensador, que regresó a Holanda y más tarde, empujado de nuevo por sus problemas de salud, decidió habitar en Nápoles.

En los escritos de Shaftesbury queda claro que fue un tipo amistoso, cordial, preocupado por el destino de sus semejantes y muy atento a las necesidades de las generaciones venideras. De hecho, parte de sus cartas y ensayos van dirigidos a sus protegidos más jóvenes, a quienes alecciona sobre el arte de vivir: Michael Ainsworth, Harry Wilkinson y otros muchachos de cuya educación se ocupó.

Su herencia intelectual, en todo caso, va más allá, y alcanza a figuras tan prestigiosas como Leibniz, Voltaire o Diderot.

Como otros grandes ensayistas ‒y así se advierte en este libro‒, Shaftesbury no evitó las paradojas y las contradicciones. Sin ir más lejos, aquí nos encontramos con un filósofo que rechaza los rigores e imposiciones de la religión, sobre todo en su vertiente de obediencia y de intolerancia, y que al mismo tiempo, deja claro que es un hombre con una intensa vida espiritual, en el sentido más moderno que podemos dar a este concepto.

Con una inteligencia muy sutil y una prosa fluida, risueña, gratísima para el lector contemporáneo, este filósofo inglés nos envía desde el pasado un mensaje de concordia, benevolencia y equilibrio moral que nunca pasará de moda.

Sinopsis

La inteligencia de Shaftesbury, su ingenio vivo y penetrante, cristalizó en su obra ensayística, dos de cuyos textos fundamentales son los que presentamos ahora. Alegatos a favor de la tolerancia, «Carta sobre el entusiasmo» y «Sensus communis» denuncian el dogmatismo religioso y la persecución de quienes profesan otros credos—que constituyen el origen de tantas de las disputas que amenazan el entendimiento entre los seres humanos—y defienden la probidad, la amistad, la confianza en el sentido común y la inteligencia de los individuos con independencia de su origen. Un libro que apela al bien común como único antídoto de los conflictos en las naciones y que nutre la concepción moderna de dignidad humana.

Anthony Ashley Cooper, tercer conde de Shaftesbury (Londres, 1671 – Nápoles, 1713), filósofo y político, defensor de la libertad de crítica e ingenio, fue el moralista de referencia de la Ilustración y el Romanticismo, y el primer pensador que vindicó las virtudes cívicas de la amistad y la sociabilidad como esencia de la dignidad humana, sin restricciones políticas ni religiosas. Sus tratados más importantes son Carta sobre el entusiasmo (1708), The Moralists (1709), Sensus communis (1709) y Characteristics of Men, Manners, Opinions, Times (1711).

Traducción de Eduardo Gil Bera.

Copyright del artículo © Guzmán Urrero. Reservados todos los derechos.

Copyright de imágenes y sinopsis © Acantilado. Reservados todos los derechos.

Guzmán Urrero

Tras una etapa profesional en la Agencia EFE, Guzmán Urrero se convirtió en colaborador habitual de las páginas de cultura del diario ABC y de revistas como Cuadernos Hispanoamericanos, Album Letras-Artes y Scherzo.

Como colaborador honorífico de la Universidad Complutense de Madrid, se ocupó del diseño de recursos educativos, una actividad que también realizó en instituciones como el Centro Nacional de Información y Comunicación Educativa (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte). 

Asimismo, accedió al sector tecnológico como autor en las enciclopedias de Micronet y Microsoft, al tiempo que emprendía una larga trayectoria en el Instituto Cervantes, preparando exposiciones digitales y numerosos proyectos de divulgación sobre temas literarios y artísticos.

Es autor de trece libros (en papel) sobre arte y cultura audiovisual.

En 2006, fundó junto a Javier Sánchez Ventero la revista Thesauro Cultural (The Cult), un medio situado en la frontera entre la cultura, las ciencias y las nuevas tecnologías de la información.

Desde 2015, Thesauro Cultural sirve de plataforma a una iniciativa más amplia, conCiencia Cultural, concebida como una entidad sin ánimo de lucro que promueve el acercamiento entre las humanidades y el saber científico, tanto en el entorno educativo como en el conjunto de la sociedad.

logonegrolibros

  • Los libros de Dios
    Escrito por
    Los libros de Dios Algunos dioses han demostrado una verdadera afición hacia los libros, aunque muchos de ellos se han mostrado indiferentes a lo literario. Es difícil hablar de libros revelados en la antigua Grecia, excepto los misteriosos textos…
  • La cultura del tabaco
    Escrito por
    La cultura del tabaco He visto, en medio siglo, pasar el humo del tabaco del castigo al castigo, dejando en el centro una época de “permisionismo” que, más o menos, coincide con mi juventud. En mi niñez, en un…

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • Un libro que es un cerebro
    Un libro que es un cerebro Durante diez años guardé un ejemplar de un libro, esperando conocer a alguien que pudiera apreciarlo debidamente. Se trataba de Gödel, Escher, Bach, una eterna trenza dorada, de Douglas F. Hofstadter (en la traducción original del…

Cartelera

Cine clásico

  • Dos miradas
    Escrito por
    Dos miradas Para Antonio, mi hijo. Mi esperanza, mi luz. Sentados en el salón de nuestra casa, a media mañana de un domingo frío, con la lluvia cayendo sin parar al otro lado de los ventanales y…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • La música atmosférica de Daniel Lanois
    Escrito por
    La música atmosférica de Daniel Lanois Shine es el álbum que graba en 2003 el compositor Daniel Lanois para el sello Anti-. Nos hallamos ante un trabajo que pasa desapercibido para gran parte del público, quizá porque, en esta ocasión, Lanois…
  • Stanislaw Moniuszko va a misa
    Escrito por
    Stanislaw Moniuszko va a misa Es conocida la dedicación de Moniuszko a la liturgia católica. Su catálogo recoge siete series de estas estructuras. Las tres que integran la presente grabación pertenecen a la última etapa de su vida activa (1870-1872),…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

logonegrofuturo2

Petar Milošević, CC