Virus mentales

Hay virus, como el del sida, que pueden afectar el cerebro humano. Como todos, estos virus son partículas de ácido nucleico (ADN o ARN) cubiertas de proteínas que infectan células y aprovechan su maquinaria para reproducirse. No pueden hacerlo —ni siquiera puede decirse propiamente que estén vivos— fuera de estas células: son parásitos a nivel molecular.

Existen también los bien conocidos “virus” de computadora, esos pequeños programas diseñados para copiarse a sí mismos e infectar otras máquinas. Además de reproducirse suelen causar algún daño al sistema, como borrar archivos importantes o robar información del dueño de la computadora infectada.

Pero hay otra clase de “virus” que no viven en las computadoras sino en nuestras mentes. Un ejemplo son ciertos mensajes muy comunes en esta época de Internet. Se envían por correo electrónico y advierten del riesgo de contaminarse con algún nuevo virus, de nombre extraño y de —supuestamente— desastrosas consecuencias. “¡No abras ningún mensaje que tenga el título ‘día del padre’, porque borrará tu disco duro y quemará la pantalla de tu computadora!”, advierten, para a continuación añadir: “manda copia de este mensaje a todos tus conocidos”.

Poca gente se da cuenta de que, la mayoría de las veces, tales virus son inexistentes. O más bien, sí hay un “virus”, pero generalmente pasa desapercibido: es el mensaje mismo que advierte del peligro, mensaje que logra ser leído y copiado gracias a la credibilidad del receptor.

Richard Dawkins, el famoso biólogo autor de El gen egoísta, ha desarrollado el concepto de fragmentos de información mental que pueden reproducirse al ser comunicados de cerebro en cerebro. Dawkins llamó “memes” (singular “mem”) a estos “virus” mentales. En forma similar a los genes que conforman a los seres vivos y que compiten unos contra otros dando así lugar a la evolución, los memes —un ejemplo de los cuales son los mensajes de falsos virus— aprovechan cualquier ocasión y medio para reproducirse y ser copiados de una mente a otra.

Aunque la idea es audaz, y ha sido criticada por personajes famosos como el divulgador científico Stephen Jay Gould, muchos estudiosos la han considerado seriamente, entre ellos el filósofo Daniel Dennett, quien la utilizó para desarrollar una teoría de la conciencia. Es posible que gracias a este concepto puedan explicarse fenómenos como la expansión de las modas, las tradiciones e incluso las religiones. Llevándola al extremo, la “memética”, o teoría de los memes —con su enfoque darwiniano en que las ideas (los memes) compiten y evolucionan— , puede llegar a explicar no sólo la cultura humana sino también nuestras mentes.

Copyright © Martín Bonfil Olivera. Artículo publicado previamente en "¿Cómo ves?", revista mensual de la Dirección General de Divulgación de la Ciencia de la UNAM, y reproducido en "The Cult" con fines no lucrativos. Reservados todos los derechos.

Martín Bonfil Olivera

Martín Bonfil Olivera, mexicano, es químico farmacéutico biólogo y estudió la maestría en enseñanza e historia de la biología de la Facultad de Ciencias, ambas en la UNAM.

Desde 1990 se ha dedicado a la divulgación de la ciencia por escrito. Colaboró en los proyectos del museo de ciencias Universum y el Museo de la Luz, de la UNAM. Es autor de varios libros de divulgación científica y hasta 2008 fue editor de libros y del boletín El muégano divulgador.

Ha sido  profesor de la Facultad de Ciencias de la UNAM y la Escuela de Periodismo Carlos Septién García. Ha colaborado regularmente en varias revistas (Milenio, Cambio, Los universitarios) y periódicos (La Jornada, Crónica, Reforma). Actualmente escribe la columna semanal “La ciencia por gusto”, que aparece los miércoles en Milenio Diario (puede consultarse en el blog La Ciencia por Gusto), además de escribir mensualmente la columna “Ojo de mosca” para la revista ¿Cómo ves?

Ha colaborado también en el canal ForoTV y en los programas de radio Imagen en la Ciencia e Imagen Informativa, de Grupo Imagen, Hoy por hoy, de W Radio, y actualmente Ecléctico, en la estación de radio por internet Código Radio, del gobierno del DF, con cápsulas de ciencia.

En 2004 publicó el libro La ciencia por gusto, una invitación a la cultura científica (Paidós). Desde 2013 es miembro del comité editorial de la revista de divulgación científica Hypatia, del Consejo de Ciencia y Tecnología del Estado de Morelos (CCyTEM).

En 2005 recibió la Distinción Universidad Nacional para Jóvenes Académicos en el área de Creación Artística y Extensión de la Cultura.

Ha impartido numerosos cursos de divulgación escrita en casi todos los Estados de la República Mexicana.

Sitio Web: sites.google.com/site/mbonfil/

Social Profiles

logonegrolibros

  • Mentiras y verdades peligrosas
    Escrito por
    Mentiras y verdades peligrosas Un aforismo de Lichtenberg que me recuerda uno de mis favoritos de Chesterton: “Las mentiras más peligrosas son verdades medianamente deformadas” La cita de Chesterton: “El error es una verdad que se ha vuelto loca”…
  • Inspire hondo
    Escrito por
    Inspire hondo De mis escasos años como “periodista de cuadra” (redactor de un diario que debía acudir, como cabe, diariamente, a la redacción) me quedaron dos tecnicismos: sequía informativa e inspiración. La primera es la escasez de…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • Un icono vital
    Escrito por
    Un icono vital Hace poco más de un año, recorriendo las tierras donde nació el castellano, volví a uno de tantos cenobios visitados tiempo atrás, cuando estudiaba monjes benedictinos especialistas en hacer remedios alquímicos. Cuando mi vida era…

Cartelera

Cine clásico

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • Amores que matan, música que enamora
    Escrito por
    Amores que matan, música que enamora Entre L’apoteosi d’Ercole (Nápoles, 1819) y Virginia (ídem, 1866), Mercadante escribió alrededor de 60 óperas que fueron triunfando (o menos) a lo largo y ancho de Italia y Europa, compitiendo con los mayores colegas nacionales,…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

  • Un nuevo enfoque de la agricultura
    Escrito por
    Un nuevo enfoque de la agricultura Les voy a contar la historia de una mujer. Transcurre en un país lejano al nuestro, Japón, pero de ella cabe extraer lecciones que, sin duda, son válidas entre nosotros. Como ahora verán, el relato…