Daniel, detective bíblico: El alimento de los dioses

Daniel, detective bíblico: El alimento de los dioses Imagen superior: "Daniel en el foso de los leones", Briton Riviere, 1872.

En No tan elemental: Cómo ser Sherlock Holmes cuento algunas de las hazañas detectivescas de Daniel, como dos que recordé en la presentación que hice junto a Carlos García Gual en la librería Rafael Alberti. Es interesante señalar que tanto la historia que cuento en el vídeo como la de Susana y los viejos son consideradas apócrifas por los judíos y por muchos protestantes.

Daniel es uno de los cuatro profetas mayores para los cristianos, junto a Isaías, Jeremías y Ezequiel, aunque no lo es para los judíos. Al leer sus andanzas es fácil tener al impresión de que se trata de un personaje que va más allá de los fines religiosos y que debió ser una especie de truhán o astuto aventurero al estilo de Ulises, Simbad o Nasrudín.

Lo curioso del personaje de Daniel es que reúne muchas de las habilidades de un detective como Sherlock Holmes, pero también de un adivino o un intérprete de sueños de sueños; es también un criptógrafo, que sabe descifrar las palabras que se le aparecen al rey Nabucodonosor y, además, es capaz de sobrevivir en un foso junto a siete leones.

Aunque en la presentación dije que la historia trascurre en tiempos de Nabucodonosor, en realidad tuvo lugar cuando ya Ciro había conquistado el reino babilonio, cumpliendo precisamente la profecía que contenía el sueño de Nabucodonosor.

Transcripción del vídeo

Daniel Tubau: Hay detectives precursores, aquí (en No tan elemental: Cómo ser Sherlock Holmes) no he llegado a hablar… Lo tenía en una primera versión: “los precursores de Holmes”, pero se alargaba mucho y se separaba de la intención del libro… Pero un precursor curioso…. bueno, Zadig de Voltaire es muy famoso…

Carlos García Gual: Dupin…

Daniel Tubau: Dupin, sí… Vidocq que era un detective auténtico… Pero hay uno auténtico, Daniel… Daniel, como yo…. el de la Biblia, era un gran detective. Tiene como tres o cuatro casos detectivescos. Os cuento uno de ellos.

Daniel vivía en Babilonia y resulta que los sacerdotes decían que Daniel adoraba a otro dios y que debían expulsarlo. Entonces Daniel dijo: “Tus sacerdotes adoran a  dioses que no existen, la comida que les dan los sacerdotes a los dioses se la comen ellos mismos”. Nabucodonosor, creo que era, dijo: “Pero, ¿puedes probar eso?” Y Daniel dijo: “Sí, vamos a poner comida en el templo y vamos a cerrar el templo a cal y canto. Y así al día siguiente veremos si los dioses se han comido o no la comida. Y entonces, efectivamente, cierran el templo y al día siguiente entran y ven que, efectivamente, la comida ha sido comida. Los sacerdotes dicen: “Lo ves? Los dioses existen. Han venido y se han comido la comida”. Entonces Daniel dice: “¡Eh! Un momento: fijaos en el suelo” Y entonces en el suelo Daniel había puesto ceniza (la noche anterior) y estaba todo lleno de huellas. Siguen las huellas, y las huellas van a un pequeño cuartito y allí se ve que en ese cuartito entran los sacerdotes por el otro lado del templo, se comen la comida y después se van.

Lola Larumbe: Había un sacerdote gordo.

Daniel: Exactamente. Y ese es un caso que tiene a Daniel como detective.

danieldetective2

Daniel y Ciro en el templo de Bel descubren que no hay comida en el altar.

Copyright del artículo © Daniel Tubau. Reservados todos los derechos.

Daniel Tubau

Nacido en algún lugar de Barcelona en algún momento del siglo XX, Daniel Tubau ha trabajado como guionista, director de televisión, profesor de narrativa audiovisual en lugares como la Universidad Carlos III, la Juan Carlos I, la Escuela de Cine y Audiovisual de Madrid (ECAM), y muchas otras. También ha trabajado en productoras como Globo Media y ha escrito guiones o dirigido muchos programas y series de televisión.

En su juventud, Daniel Tubau escribió algunos libros extravagantes, como La espada mágica, uno de los primeros libros hipertextuales, Deep Purple, que tiene el mérito de haber sido escrito por alguien al que no le gustaba demasiado el rock duro, o diversos cuentos de terror en la Biblioteca Universal del Misterio y Terror.

Tras su fracaso como escritor precoz, Daniel Tubau se lo pensó durante un tiempo hasta que publicó de nuevo, dedicándose a su profesión de guionista y director, o periodista en El independiente. Finalmente, ya en el siglo XXI, Tubau empezó a publicar cuentos, ensayos y novelas, como Las paradojas del guionista, editado en Alba editorial, que es un perfecto complemento de El guión del siglo 21; o La verdadera historia de las sociedades secretas, Recuerdos de la era analógica (una antología del futuro), Elogio de la infidelidad, ambos en la editorial Evohé, o Nada es lo que es: el problema de la indentidad, en la editorial Devenir, un ensayo que ganó el Premio Ciudad de Valencia en 2009.

Asimismo, es autor de No tan elemental. Cómo ser Sherlock Holmes (Ariel, 2015) y El espectador es el protagonista (Alba, 2015).

Sitio Web: wordpress.danieltubau.com/

logonegrofinal0

Erik Shoemaker, CC

  • La fama póstuma de Lichtenberg y la aviación
    Escrito por
    La fama póstuma de Lichtenberg y la aviación Además de las buenas ideas que ofrece en sus aforismos, Georg Christoph Lichtenberg era célebre por su capacidad predictiva, especialmente en el terreno de la psicología, pero ahora citaré un aforismo asombroso y certero: “¡Cómo se…
  • El misterio del autómata escritor
    Escrito por
    El misterio del autómata escritor Aunque las novedades en el campo de la robótica son habituales en el siglo XXI, el linaje de las modernas criaturas mecánicas tiene ya varios siglos. Entre los miembros más fascinantes de esa…

logonegrociencia

Maneed, CC

  • Ciencia y no ciencia
    Ciencia y no ciencia Aunque palabras como “imperialismo” ya no estén de moda, no cabe duda de que la cultura estadounidense ha hecho múltiples imposiciones al resto de los países de América. Una de las más criticadas es esa…
  • La distorsión de la Historia
    Escrito por
    La distorsión de la Historia No. Felipe no quería. Pero a ver quién era capaz de decir no a su abuelo. Él tenía diecisiete años, había nacido francés, vivía cómodamente instalado en su vida exenta de obligaciones... ¡Que no! ¡He…

Cartelera

Cine clásico

  • La última aventura de Addie Rose
    Escrito por
    La última aventura de Addie Rose Estás con tus amigas. Las más íntimas. Mujeres como tú, que han recorrido el tiempo del lazo del encuentro, las confidencias, las tardes en otoño, las compras y las risas. Estáis todas y allí, sin…

logonegrofuturo2

Josh Eiten, CC

logonegrolibros

Colgreyis, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • Gubaidulina interroga al contrabajo
    Escrito por
    Gubaidulina interroga al contrabajo Muchas claves se pueden activar para entender el mundo de Sofía Gubaidulina. Como siempre ocurre con el arte verdadero, ninguna es exhaustiva. Las hay externas y no carecen de elocuencia. Se la vincula con la…

logonegroecologia

Somadjinn, CC

bannernewsletter1