graciasportadadefesq

Otra vez nos sale al paso Marte en nuestro recorrido por la ciencia-ficción clásica, pero esta vez el planeta rojo merece su adjetivo no sólo por el color de sus arenas. Porque en esta película muda de origen ruso, la lucha marxista alcanza el espacio exterior. Basada en la novela de 1922 escrita por Alexei Tolstoi –pariente lejano del más famoso León Tolstoi–, la historia nos presenta al ingeniero soviético Los (Nikolai Tsereteli), quien sueña con viajar a otros mundos, y a Aelita (Yuliya Solntseva) una hermosa reina marciana – la película se distribuyó también con el título Aelita: Reina de Marte– quien observa nuestro planeta con un potente telescopio, obsesionada por Los tras verlo besar a su mujer.