¿Se podrían recuperar los dinosaurios como en "Parque Jurásico"?

¿Se podrían recuperar los dinosaurios como en "Parque Jurásico"? Imagen de la exhibición "Dinosaurs in the Wild" © Dinosaurs in the Wild UK Ltd 2018.

Tras más de dos décadas desde el estreno de la primera parte, 2015 ha sido el año en que llegaba a los cines Jurassic World y de nuevo se ha jugado a soñar con la posibilidad de que los dinosaurios vuelvan a habitar la Tierra.

No nos andaremos con rodeos, han pasado muchas cosas en el mundo de la ciencia desde que los viésemos por primera vez en la gran pantalla, pero a día de hoy la respuesta sigue siendo no.

sepodrian1

No es posible resucitar a los dinosaurios a partir de un mosquito encontrado en ámbar y los motivos son variados: en el caso de que se encontrara un mosquito de hace 66 millones de años y éste hubiera picado a un dinosaurio, el material genético hallado en él sería de muy mala calidad; seguramente los mosquitos no picaban a los dinosaurios (con esa piel tan dura y su gran tamaño, habiendo otros animales más pequeños y accesibles…); en el caso de que les picasen, los mosquitos no lo harían a un solo ejemplar por lo que la sangre estaría mezclada; además, una vez consumida la sangre, los mosquitos la digieren por lo que no son contenedores perfectos de sustancias y por otro lado, si se extrajese sangre y fuese de dinosaurio, dado que no se dispone de sus secuencias de ADN, sería imposible saber a qué especie pertenece, etc. Esos son solo algunos de los motivos científicos que lo impedirían aunque existen muchos más.

Fuera de los mosquitos, otra opción sería la de encontrar ADN de dinosaurio en los fósiles. En ese caso, la identificación de la especie es clara pero por el momento tampoco es posible emplear ese método.

Hasta ahora, los restos de ADN fósil más antiguos de que se disponen pertenecen a un hombre de Neandertal de hace 50.000 años por lo que con las técnicas actuales no es posible recuperar material genético útil de hace millones de años aunque no se descarta que con tecnología más avanzada algún día se logre.

De hecho, obviando esos problemas, hay quienes trabajan a diario por lograr que los dinosaurios vuelvan a existir y no cesan en su lucha. Los problemas a los que se enfrentan no quedan ahí sino que son numerosos. Por ejemplo, en el supuesto de que se encontrase ADN de dinosaurio, se conociese la especie y se diesen todos los factores necesarios para poder crear uno, ¿dónde se desarrollaría el feto? ¿Qué animal de hoy en día podría engendrar un dinosaurio?

sepodrian2

Imagen superior: dinosaurios (con plumas). Beipiaosaurus (detrás) y Sinovenator (delante). Éste tiene el tamaño aproximado de una gallina. Autor: SharkeyTrike/Deviantart

Se sabe que las aves son los dinosaurios de la actualidad, se trata del único linaje de los dinosaurios que logró esquivar la extinción en masa al final de la llamada edad de los Dinosaurios. Sus parientes vivos más cercanos, de hecho, son los cocodrilos. Al igual que todos ellos, los dinosaurios nacían de huevos de modo que por ahí van los tiros.

Se han encontrado restos de dinosaurios en todos los continentes y los científicos han sido capaces de identificar 500 géneros distintos y más de 1000 especies aunque habiendo dominado el planeta, como los vertebrados más grandes del momento, durante más de 130 millones de años, esas cifras son sólo una muestra.

Lo más curioso es que poniendo todos esos datos en común, parece ser que la intención de los investigadores, una vez que se den las condiciones adecuadas, es crecer un dinosaurio en una gallina.

Los motivos que llevan a pensar en ellas como madre del dinosaurio del futuro es que su genoma se conoce a la perfección y, además, entre todas las aves, las gallinas son uno de los ejemplares más comunes.

La realidad es que el animal creado sería completamente nuevo pero con muchas de las características físicas propias de los dinosaurios. Los científicos pretenden dar marcha atrás a la evolución y resucitar en el pollo una gran cantidad de rasgos propios de los dinosaurios, desde el tamaño a los dientes o las garras.

El procedimiento a seguir se plantea partiendo de un embrión de pollo al que, mediante ingeniería genética, harían dar marcha atrás en el tiempo hasta sacar el dinosaurio que lleva dentro. De esa forma, el primer ejemplar conseguido no será un dinosaurio completo pero sí que tendrá muchas de sus características.

Para poder llevar a cabo esa idea, deben encontrar una serie de genes específicos en el genoma de la gallina. En concreto, se están buscando tres, los necesarios para activar el tamaño, para que haya o no dientes y los que transformaron las garras originales en alas.

Se trata de alterar los niveles de determinadas proteínas reguladoras de la expresión genética, en concreto de aquellas que han suprimido esas características propias de los dinosaurios en las aves.

Manteniendo la idea de que las aves son dinosaurios y por tanto llevan su mismo ADN, lo que pretenden es intentar que de un dinosaurio salga otro dinosaurio. Claro está que la idea no es llenar el planeta de bestias peligrosas que terminen por repoblar la Tierra y recuperar su domino.

El afán de la ciencia por devolver la vida a los dinosaurios estriba en generar conocimiento acerca de los mecanismos evolutivos, algo que puede ayudar a mejorar los tratamientos de algunas enfermedades así como a responder una de las grandes cuestiones en la historia de la humanidad: De dónde venimos.

Copyright © Maria José Moreno. Publicado previamente en el blog de la Cátedra de Cultura Científica de la Universidad del País VascoCuaderno de Cultura Científica está bajo una licencia CC.

María José Moreno

María José Moreno es periodista, especializada en divulgación científica.

logonegrolibros

  • La razón de la emoción
    Escrito por
    La razón de la emoción Los expertos no se ponen de acuerdo en si nuestro cerebro funciona, desde el punto de vista psicológico, racional y emocional, mediante dos hemisferios o mediante diversos módulos. La teoría psicológica del hemisferio derecho enfrentado…
  • Iniciación y duelo
    Escrito por
    Iniciación y duelo Los ríos profundos de José María Arguedas es, a la vez, una novela de iniciación y la descripción de un duelo. La primera es visible –se cuenta el paso de la niñez a la juventud…
  • Leer los recuerdos
    Leer los recuerdos La memoria es uno de los enigmas del cerebro. No hay duda de que se trata de un proceso físico —pensar lo contrario sería caer en el misticismo—, pero su funcionamiento detallado ha…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

Cartelera

Cine clásico

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • "V" (1983), de Kenneth Johnson
    "V" (1983), de Kenneth Johnson El formato de miniserie televisiva fue muy popular a mediados de la década de los años setenta del siglo pasado, gracias a que permitía a los productores evitar la exigencia de contar una historia completa…

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • "Oxygène" (1976), de Jean-Michel Jarre
    Escrito por
    "Oxygène" (1976), de Jean-Michel Jarre Fue el toque francés en el tiempo de los Correos Cósmicos [Die Kosmischen Kuriere: así se denominó a artistas como Schulze, Sergius Golowin, Wallenstein, Mythos, Popol Vuh y Walter Wegmüller]. Fue también el contacto entre…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC