"La especie suicida. El peligroso rumbo de la humanidad", de Arturo Valledor de Lozoya

El título de este libro ya nos da suficiente información. Esto es lo que se avecina y no es poco. Arturo Valledor, malacólogo, divulgador científico y médico de profesión, digno heredero de una antigua tradición de galenos naturalistas ilustrados, nos informa sin pretensiones y plenamente, con el buen estilo didáctico al que nos tiene acostumbrados, en esta obra, muy anterior a los éxitos editoriales de temática similar: Una verdad incómoda (libro y película) del fariseo Al Gore, versión española de 2007; La venganza de la Tierra del irregular J. Lovelock, traducción de 2007 de The revenge of Gaia (2006) y La tierra herida ¿qué mundo heredarán nuestros hijos? de los ínclitos Miguel Delibes, padre e hijo (2005)... entre otros muchos de menor calado y diversa factura y fortuna.

Tras la corriente catastrofista del cambio de milenio muchos han sido los llamados para explicar a la temerosa ciudadanía el terrible e inminente desenlace de nuestra estirpe, como pago de nuestra soberbia y tropelía consumista; pero pocos han sido los elegidos para declarar de forma sencilla y con palabras claras los orígenes y las ilaciones de nuestra actitud irresponsable para con el planeta, consecuencia de nuestra actividad gregaria y clave, por otro lado, del éxito evolutivo de nuestra especie.

El doctor Valledor, hombre de múltiples y extensos conocimientos, lo consigue con prestancia sobrada. Consulta las fuentes y nos desentraña los arcanos con magisterio inconfundible, cosa nada fácil en el maremágnum poco fiable de información que rodea el asunto.

Sólo queda pedirle a Arturo que se prodigue, a pesar de sus numerosos afanes, con más obras de este nivel, como las que lleva prometiendo. Disfruten mientras puedan. Lectura desaconsejable para cabezas refractarias.

Copyright del artículo © Américo Cerqueira. Publicado originalmente en el periódico del Museo Nacional de Ciencias Naturales (CSIC). Se publica en www.TheCult.es con licencia CC, no comercial, por cortesía del MNCN.

Américo Cerqueira

La Tienda del Museo de Ciencias. Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC). Los artículos de Américo Cerqueira se publican en www.TheCult.es por cortesía del MNCN con licencia CC no comercial. 

Sitio Web: mncn.csic.es

logonegrolibros

  • Clint
    Escrito por
    Clint Había una vez un «galán recio», de buenas pintas, algo cachas, con grandes ojos claros que se creían irresistibles y una actitud de cazador ante el género femenino, como diciéndose: «Ninguna se me escapa y…
  • La ciencia mal usada
    La ciencia mal usada La ciencia, como toda herramienta, puede usarse para causar daño. A veces el daño es voluntario. El diseño de armas —de pólvora, nucleares, químicas, biológicas…— es un caso evidente. Los científicos e ingenieros…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • Siroco en el Sahara
    Escrito por
    Siroco en el Sahara José Ortiz-Echagüe (1886-1980), fotógrafo, militar e ingeniero aeronáutico, hizo su primera foto, “Sermón en la aldea” (1903), a la edad de dieciséis años. Ortiz-Echagüe comentó que se trataba de una verdadera puesta en escena. Todo…
  • "Jungle Jim" (1934), de Alex Raymond
    "Jungle Jim" (1934), de Alex Raymond El cómic nació en Estados Unidos en la prensa bajo la forma de escenas humorísticas con trasfondo costumbrista. Niños, animales parlantes, vagabundos, familias… eran los protagonistas de las primeras series populares. En ellas, los lectores…

Cartelera

Cine clásico

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • El maestro Kuhlau
    Escrito por
    El maestro Kuhlau Para cualquier estudiante de piano de estos dos siglos precedentes, el nombre de Friedrich Kuhlau (1786-1832) resulta más que familiar, ya que sus estudios han fatigado los atriles de incontables casas y conservatorios. Mucho menos…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

  • Las Galápagos y Darwin
    Las Galápagos y Darwin Solamente cinco semanas, entre los meses de septiembre y octubre de 1835, permaneció el Beagle en las Islas Galápagos, pero fue tiempo suficiente para que Charles Darwin se diera cuenta de que la historia natural…