Las horas

Las horas Reloj astronómico de la catedral de Wells, 1386-92

En el siglo XIV los relojes mecánicos comienzan a marcar las horas: es a partir de esa fecha cuando empiezan a erigirse relojes en torres de iglesias y lugares públicos.

En muchas ocasiones, los relojes cuentan con autómatas cuya aparición, en momentos determinados del día, es recibida con gran alborozo por los visitantes. Podemos encontrar relojes animados de este tipo en Praga, Berna, Venecia, Berlín, Munich, Burgos, Ciudad Real y muchas otras ciudades.

2

Torre del Reloj, Berna, 1530

Los relojes, frecuentes en las Vanitas, evocan la fugacidad de la vida y sus afanes.

3

Antonio de Pereda, "Vanitas", Museo Provincial de Bellas Artes, Zaragoza

Durante el siglo XVII fue frecuente la identificación simbólica del mundo como reloj, creado y controlado por el Gran Relojero, esto es, Dios, así como el uso del reloj como emblema del Estado absolutista. ¿Hay mayor poder que el de controlar el tiempo?

Los relojes con autómatas también se ofrecieron como diversión. Hasta el siglo XIX se exhibieron en posadas, fondas y otros lugares públicos como entretenimiento y con objetivos comerciales.

4

Museo Internacional de Relojes, La Chaux-de-Fonds

Los relojes se hallan presentes también en la pintura, la literatura y el cine. En muchos cuentos y leyendas, marcan el fin del encantamiento:

5

Edmund Dulac, "La Cenicienta", 1910

¿Quién no recuerda el reloj de La máscara de la muerte roja, cuyas campanadas hacían palidecer a los bailarines?

6

Harry Clarke, "La máscara de la muerte roja", Edgar Allan Poe, ilustración de 1919

También nos han inquietado, entre otros, los relojes del Nosferatu de Murnau (1922) y La chute de la maison Usher (1928), de Jean Epstein.

7

F.W. Murnau, "Nosferatu", 1922

Otros relojes nos han hecho reír, como aquel con el que se enfrenta Harold Lloyd en El hombre mosca:

8

Fred C. Newmeyer y Sam Taylor, "Safety Last!" ("El hombre mosca", 1923).

Algunos relojes nos ayudan a soñar:

9

Salvador Dalí, "La persistencia de la memoria", Museo de Arte Moderno de Nueva York, 1931

La de hoy ha de ser noche de relojes y de campanadas. No os entretengo más, que el tiempo pasa y se acerca ya la Nochevieja.

10

John Tenniel, "Alicia en el País de las Maravillas", Lewis Carroll, 1865

Copyright del artículo © Carmen Pinedo Herrero. Publicado originalmente en la web de la autora con licencia CC. Reservados todos los derechos.

Carmen Pinedo Herrero

Doctora en Historia del arte y licenciada en Historia moderna, investigadora y escritora. He impartido clases de Patrimonio cultural, he sido comisaria de exposiciones y he catalogado fondos museísticos, pero el terreno en el que me siento más a gusto es el de la investigación y la escritura. Los temas que más me atraen son los relacionados con los espectáculos precinematográficos, la escenografía teatral, la historia de las mentalidades y las relaciones entre arte, técnica y sociedad.

He publicado artículos en diversas revistas especializadas, capítulos de catálogos de exposiciones y los libros La ventana mágica: la escenografía teatral en Valencia durante la primera mitad del Ochocientos (2001), Cuatro artistas de Meliana. Una generación (2001), La enseñanza de las bellas artes en Valencia y su repercusión social (2003), El viaje de ilusión: un camino hacia el cine. Espectáculos en Valencia durante la primera mitad del siglo XIX (2004) y El profesor que trajo las gallinas a la escuela: Antonio Cortina Farinós (1841-1890) (2007).

Durante los últimos años he realizado investigaciones sobre la industria artesana aplicada a la arquitectura; sobre las noticias relativas a arte y artistas publicadas en la prensa histórica y sobre diversas metodologías aplicadas a la escritura autobiográfica y biográfica.

En la actualidad prosigo con las investigaciones sobre escenografía y espectáculos precinematográficos, preparo una serie de libros sobre fuentes documentales del arte y escribo un libro sobre arquitectura y terror, de próxima publicación en Punto de Vista Editores. 

Sitio Web: carmenpinedoherrero.blogspot.com.es/

logonegrolibros

  • Bertrand Russell: "Para qué he vivido"
    Escrito por
    Bertrand Russell: "Para qué he vivido" "Tres pasiones simples, pero abrumadoramente intensas ‒nos dice Russell‒, han gobernado mi vida: el ansia de amor, la búsqueda del conocimiento y una insoportable piedad por el sufrimiento de la humanidad. Estas tres pasiones, como…
  • ¿Música? ¿Qué es eso?
    Escrito por
    ¿Música? ¿Qué es eso? La convulsa experiencia musical del siglo XX nos ha dejado, al menos, algunas herencias muy válidas. Hoy disponemos de música grabada, prácticamente, de todos las épocas y todos los lugares del mundo. Tenemos la llamada…
  • El disgusto por la ciencia
    El disgusto por la ciencia Hace cierto tiempo sostuve, a través del correo electrónico, un debate con uno de mis primos, un hombre culto dedicado a las letras hispanas, sobre la teoría de la evolución por selección natural,…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • La infanta y el tití
    Escrito por
    La infanta y el tití A Catalina Micaela no parecían gustarle los animales tanto como a su hermana Isabel, pero transigió en dejarse retratar con ese pequeño tití. Ese monito enano que había llegado desde Portugal, uno más de los…

Cartelera

Cine clásico

  • Indiana Jones y las minas del rey Salomón
    Escrito por
    Indiana Jones y las minas del rey Salomón Comienza Umberto Eco el primer capítulo de El superhombre de masas afirmando que es imposible no llorar con Love Story. La explicación, según el escritor italiano, es sencilla: al tratarse de un producto concebido para…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • Mascagni medievalista
    Escrito por
    Mascagni medievalista Para su décima ópera, Isabeau, Mascagni acudió a un tema medieval, servido por Luigi Illica (el libretista pucciniano) que tomó libremente, nada menos que de la leyenda de Lady Godiva, la mujer que se subió…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC