Recuerdo de Noemí Ulla (1940-2016)

Recuerdo de Noemí Ulla (1940-2016) Imagen superior: Noemí Ulla © Biblioteca Nacional de Uruguay.

Le tocó morir en Buenos Aires, la ciudad en la que vivió durante décadas y cumplió la mayor parte de su obra literaria y docente. Pero era rosarina y cabe recordarlo porque pertenece a una época muy intensa de la cultura letrada del país que se dio en esa ciudad de Santa Fe sobrenombrada la Chicago argentina.

Quita, como la llamábamos sus amigos y continúa llamándose en nuestra memoria, siguió los cursos de David Viñas sobre historia social de la literatura, conoció los comienzos de Juan José Saer y el movimiento de vanguardia estructural con Nicolás Rosa como crítico relevante.

En esa línea histórica de revisión publicó Tango rebelión y nostalgia, que nos sirvió de referencia a quienes intentábamos una sociología de la cultura que se ocupara del arte popular sin deslizarse hacia la retórica populista ni hacia el mecanicismo materialista. En varios volúmenes de crítica literaria centrada en las letras argentinas, Quita mantuvo esta tradición que modula sin dogmatismos diversos aportes de las escuelas en la materia.

En efecto, los años sesenta y setenta del pasado siglo fueron ricos en polémicas, luego oscurecidas por la irrupción del terrorismo de Estado dictatorial. Quita supo liberarse de banderías y mantener su independencia personal. La suya es una obra crítica en el sentido liberal de la palabra: palabra que pone en crisis a otra palabra y entabla un diálogo con ella. En parte, su libro de conversaciones con Silvina Ocampo lleva la experiencia al extremo.

urdimbre

Hay, además, un narradora importante en su catálogo. Es la Urdimbre, Ciudades, Una lección de amor, El ramito y un largo etcétera del cual extraigo estos títulos al azar de la memoria. Quita hizo un arte de la pequeña mirada para descubrir en sus relatos lo extraordinario que enmascara lo cotidiano. La mirada del niño en la casa familiar, de la mujer en la sociedad donde busca ser reconocida y examina rincones y recovecos, la provinciana que explora la gran capital, la viajera que se extraña de encontrar familiar el lugar extranjero. Con aparente sencillez, su prosa es elaborada y juega a ser lo menos literaria posible, como para ponerse a ras del lector, amigable y fraterna, teniendo en cuenta que no siempre resultamos ser amigos de nuestros hermanos.

Como diría Borges de su ancestro Lafinur, le tocaron tiempos difíciles, según ocurre a todos los hombres. Quita nos deja el testimonio escrito de una estoica defensa de la libertad individual aun cuando la historia empuja, secuestra y aplasta a todos y a cualquiera.

Copyright del artículo © Blas Matamoro. Reservados todos los derechos.

Blas Matamoro

Ensayista, crítico literario y musical, traductor y novelista, Blas Matamoro es un pensador respetado en todo el ámbito hispanohablante.

Nació en Buenos Aires y reside en Madrid desde 1976. Ha sido corresponsal de La Opinión y La Razón (Buenos Aires), Cuadernos Noventa (Barcelona) y Vuelta (México, bajo la dirección de Octavio Paz).

Dirigió la revista Cuadernos Hispanoamericanos entre 1996 y 2007, y su repertorio de ensayos incluye, entre otros títulos, La ciudad del tango; tango histórico y sociedad (1969), Borges y el juego trascendente (1971), Saint Exupéry: el principito en los infiernos (1979), Saber y literatura: por una epistemología de la crítica literaria (1980), Genio y figura de Victoria Ocampo (1986), Por el camino de Proust (1988), Lecturas americanas (1990), El ballet (1998), Schumann (2000), Rubén Darío (2002), Puesto fronterizo. Estudios sobre la novela familiar del escritor (2003), Lógica de la dispersión o de un saber melancólico (2007), Novela familiar: el universo privado del escritor (Premio Málaga de Ensayo, 2010) y Cuerpo y poder. Variaciones sobre las imposturas reales (2012)

En el campo de la narrativa, es autor de los libros Hijos de ciego (1973), Viaje prohibido (1978), Nieblas (1982), Las tres carabelas (1984), El pasadizo (2007) y Los bigotes de la Gioconda (2012).

Entre sus trabajos más recientes, figuran la traducción, edición y prólogo de Consejos maternales a una reina: Epistolario 1770-1780 (Fórcola, 2011), una selección de la correspondencia entre María Teresa I de Austria y María Antonieta de Francia; la edición de Cartas sobre Luis II de Baviera y Bayreuth (Fórcola, 2013), de Richard Wagner; y la edición de Mi testamento (Fórcola, 2013), de Napoléon Bonaparte. Asimismo, ha publicado el ensayo El amor en la literatura (2015).

En 2010 recibió el Premio ABC Cultural & Ámbito Cultural. 

DECLINACION

logonegrolibros

  • La gramática innata de Chomsky
    Escrito por
    La gramática innata de Chomsky Se puede pensar, y por lo tanto se ha pensado, que existen en ideas innatas, que no son adquiridas mediante el aprendizaje, sino que ya están en nosotros desde que nacemos, del mismo modo que…
  • Fragilidad total
    Fragilidad total La Tierra es un pequeño planeta, uno más de los que día a día van cumpliendo su destino alrededor del Sol, el astro rey de un reino planetario que, a su vez, es…

Trestesauros500

logonegrociencia

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

  • La reina en el museo
    Escrito por
    La reina en el museo Era noviembre y hacía un frío intenso. Aún quedaban restos de la nieve caída los días anteriores. El cielo, gris plomizo, amenazaba con más. Me ajusté la mochila a la espalda, me puse los guantes,…

Cartelera

  • Crítica: "Tully" (Jason Reitman, 2018)
    Escrito por
    Crítica: "Tully" (Jason Reitman, 2018) Pocos guionistas de cine se convierten en celebridades, y la fama de esta minoría resulta especialmente efímera. Le sucedió a Joe Eszterhas a raíz del tremendo éxito de taquilla que fue Instinto básico (Paul Verhoeven,…
  • Crítica: "Hereditary" (Ari Aster, 2018)
    Escrito por
    Crítica: "Hereditary" (Ari Aster, 2018) Hubo un tiempo en el que los espectadores nos aventurábamos en los cines en busca de horrores primordiales. Me refiero a historias que nos dejaban perdidos en laberintos infernales, oyendo las pisadas de alguna aberración…

Cine clásico

  • La venganza se sirve bien fría
    Escrito por
    La venganza se sirve bien fría La carta (1940) forma parte del cuarteto de las mejores interpretaciones de Bette Davis. Con ella están Eva al desnudo (1952), La loba (1941) y Jezabel (1938). El prototipo de mujer fría, a veces por…

logonegrofuturo2

Cosmos: A Spacetime Odyssey © Fox

logonegrolibros

bae22, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • Elvis herido
    Escrito por
    Elvis herido El día que murió Elvis, un 16 de agosto de 1977, yo estaba con mi padre en un pueblo de la costa. Tal vez estaban también mi hermana y Ana, una amiga de mi padre,…
  • Werther cambia de voz
    Escrito por
    Werther cambia de voz Werther, originariamente escrito para tenor (lo estrenó en Viena y en alemán un wagneriano, el belga Ernest van Dyck, en 1892), fue adaptado por el propio Massenet para el célebre barítono Mattia Battistini. Pese a…

logonegroecologia

Mathias Appel, CC

  • El gamo gigante
    Escrito por
    El gamo gigante Los trazos son tan simples y la perspectiva tan escasa que uno se sorprende de poder observar tantos detalles. Casi puede uno imaginarse al animal en su ambiente natural y deducir sorprendentes pormenores sobre su…