Crítica de "Perfect Sense" (2011)

Dirigida por David Mackenzie y escrita por Kim Fupz Aakeson, Perfect Sense es una curiosa película británica en la que el romance y una subtrama apocalíptica dan lugar a un híbrido que agradará a los amantes del cine más personal.

Dos personajes se enamoran: un chef de cocina, Michael (Ewan McGregor) y una epidemióloga, Susan (Eva Green). Lo malo es que esta pasión a fuego lento surge con una epidemia como trasfondo.

No es casual que esa enfermedad tenga una sintomatología acorde con los tiempos que corren: los infectados pierden el control de las emociones, después se ven privados del olfato, para ver luego cómo su sentido del gusto también se va deteriorando con parecida intensidad.

Atención: esta no es una aventura de ciencia-ficción, en la que un equipo de héroes busca un antídoto contra esa terrible toxina. A decir verdad, Perfect Sense viene a ser lo que los más veteranos llaman cine de arte y ensayo. De ahí que prime en el relato la intimidad de los protagonistas y el modo que éstos experimentan, a pequeña escala, el drama fatalista que les rodea.

Ambientada en el Glasgow contemporáneo, la parábola de Mackenzie adquiere un aire entre lírico y extraño, como si cada secuencia tuviera un significado que sólo se revelara en ese vínculo que ata a la pareja de Green y MacGregor.

No es difícil captar la metáfora que representa el virus en cuestión. En Perfect Sense, vemos cómo la gente se adapta como puede a la pérdida del olfato y de otras cualidades esenciales de nuestra biología. En esta línea, cada uno de los sentidos que pierden los personajes nos obliga a reflexionar sobre la fragilidad de la propia condición humana.

¿Qué nos distingue cuando perdemos facultades tan esenciales? Una y otra vez, la respuesta que aparece en pantalla es el amor. Un amor que sobrevive incluso en medio de la más oscura desesperanza.

Gracias a la impecable partitura musical de Max Richter, el realizador recrea una distopía que, salvando las distancias de tono y argumento, podemos relacionar con títulos como The Road, de John Hillcoat, y la espléndida Children of Men, de Alfonso Cuarón.

Green y McGregor, como es habitual en ambos, realizan unas estupendas interpretaciones.

Copyright del artículo © Guzmán Urrero. Reservados todos los derechos.

Copyright de las imágenes © Senator Film Verleih, IFC Films. Reservados todos los derechos.

Guzmán Urrero

Tras una etapa profesional en la Agencia EFE, Guzmán Urrero se convirtió en colaborador habitual de las páginas de cultura del diario ABC y de revistas como Cuadernos Hispanoamericanos, Album Letras-Artes y Scherzo.

Como colaborador honorífico de la Universidad Complutense de Madrid, se ocupó del diseño de recursos educativos, una actividad que también realizó en instituciones como el Centro Nacional de Información y Comunicación Educativa (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte). 

Asimismo, accedió al sector tecnológico como autor en las enciclopedias de Micronet y Microsoft, al tiempo que emprendía una larga trayectoria en el Instituto Cervantes, preparando exposiciones digitales y numerosos proyectos de divulgación sobre temas literarios y artísticos.

Es autor de trece libros (en papel) sobre arte y cultura audiovisual.

En 2006, fundó junto a Javier Sánchez Ventero la revista The CULT, un medio situado en la frontera entre la cultura, las ciencias y las nuevas tecnologías de la información.

Desde 2015, The CULT sirve de plataforma a una iniciativa más amplia, conCiencia Cultural, concebida como una entidad sin ánimo de lucro que promueve el acercamiento entre las humanidades y el saber científico, tanto en el entorno educativo como en el conjunto de la sociedad.

conCiencia Cultural

logonegrofinal0

Erik Shoemaker, CC

  • Armas de destrucción masiva
    Escrito por
    Armas de destrucción masiva Cuando en el artículo Entre el corazón y el cerebro visitaron esta página algunos de los mayores asesinos de masas del siglo 20 (Hitler, Stalin, Mao y Pol Pot), me pregunté si esos cuatro personajes actuaron movidos…
  • El universo de Stephen Jay Gould
    Escrito por
    El universo de Stephen Jay Gould El museo de Historia Natural de Nueva York, imponente y elaborada construcción que bordea Central Park, seguramente no es la obra mas kistch de la ciudad. Sus extraños dioramas son celebres por las…

logonegrociencia

Maneed, CC

  • Envidia por la física
    Envidia por la física La física, según piensan muchos –en especial los físicos–, es algo así como la reina de las ciencias. No hay ciencia más avanzada, precisa, ni que ofrezca resultados y aplicaciones más poderosas que esta disciplina…

Cartelera

Cine clásico

logonegrofuturo2

Josh Eiten, CC

logonegrolibros

Colgreyis, CC

logonegromusica

Namlai000, CC

  • El guateque eterno de Alfonso Santisteban
    Escrito por
    El guateque eterno de Alfonso Santisteban A lo largo de su prolífica trayectoria, el compositor y arreglista Alfonso Santisteban recibió muy diversas influencias en su trabajo, desde el jazz y el soul hasta la música brasileña. Estos sonidos de Brasil, que…
  • Violetta en Lieja
    Escrito por
    Violetta en Lieja Clorinda, Oscar, Ninetta, Olga Sukarov, Musetta, Lisa, Adina, Norina… De ahí a Lucia, Gilda, Cleopatra… Prudentes ascensos, ir escalando inteligentemente peldaños sopraniles partiendo de la categoría de ligera cercana a la soubrette hasta llegar a…

logonegroecologia

Somadjinn, CC

bannernewsletter1