Guzmán Urrero

Guzmán Urrero

Tras una etapa profesional en la Agencia EFE, Guzmán Urrero se convirtió en colaborador habitual de las páginas de cultura del diario ABC y de revistas como Cuadernos Hispanoamericanos, Album Letras-Artes y Scherzo.

Como colaborador honorífico de la Universidad Complutense de Madrid, se ocupó del diseño de recursos educativos, una actividad que también realizó en instituciones como el Centro Nacional de Información y Comunicación Educativa (Ministerio de Educación, Cultura y Deporte). 

Asimismo, accedió al sector tecnológico como autor en las enciclopedias de Micronet y Microsoft, al tiempo que emprendía una larga trayectoria en el Instituto Cervantes, preparando exposiciones digitales y numerosos proyectos de divulgación sobre temas literarios y artísticos.

Es autor de trece libros (en papel) sobre arte y cultura audiovisual.

En 2007, fundó junto a Javier Sánchez Ventero la revista Thesauro Cultural (TheCult.es), un medio situado en la frontera entre la cultura, las ciencias y las artes.

launicaperfil

Trestesauros500

¿En qué sentido se mueve esta secuela? a) En el sentido de la nostalgia. b) En el sentido que marcaron las novelas de la creadora de Mary Poppins, P. L. Travers. c) En el sentido de las modas que hoy fijan el destino de Broadway.

La historia es ese lugar tumultuoso y fascinante al que hay que viajar con sentido común ‒o al menos, con prudencia‒. Es lo que requiere siempre la exploración de un territorio complejo. En este sentido, las ideas preconcebidas tienen un efecto tranquilizador para quien las frecuenta, pero conducen a graves equívocos siempre que desentrañamos el pasado.

"Mujer entra por la izquierda", de Jessica Brockmole

Aunque jamás se haya estado en el Hollywood de los años dorados, todos los lectores imaginan lo que eso implica. En este sentido, no creo que exista un escenario humano tan fácil de identificar, ni más adecuado para detallar lo que quiere narrarnos Jessica Brockmole en su inteligente y emotiva novela.

Escrita por Orson Scott Card y Aaron Johnston, esta novela se publicó en 2014, completando una trilogía diseñada para funcionar como precuela de El juego de Ender.

"El Consejo de Hierro", de China Miéville

Podría haber sido un autor de novelas políticas, podría haber creado novelas policiacas, incluso podría haber escrito narraciones de corte psicológico. Podría haber hecho una de esas cosas, pero el británico China Miéville decidió hacer todas a la vez, y para conseguirlo, se acercó al mundo extraño y fascinante de la ciencia-ficción.

"Los Alpes en invierno", de Leslie Stephen

La edición española de Los Alpes en invierno nos remite a una época en la que el montañismo era algo diferente a lo que es hoy. Ese mundo de los alpinistas de antaño, hasta bien entrado el siglo XX, estaba poblado por historias románticas, por experiencias iniciáticas y por fábulas que hoy parecen más próximas a la poesía que al deporte de riesgo.

El Premio Nobel de Fisiología y Medicina concedido a Severo Ochoa (1905-1993) sirvió para varias cosas. En su momento, fue un respaldo a su espléndida trayectoria científica, pero también se ha usado como banderín de enganche para las vocaciones que surgieron tras él.

Si algo nos han enseñado Twitter es que la gente prefiere las malas noticias, sobre todo cuando son falsas. Hagan la prueba y comprobarán que el catastrofismo o los comentarios apocalípticos son infalibles, tanto en esa como en otras redes sociales.

Las enfermedades generan consecuencias psicológicas a veces indescifrables. Sin embargo, su influencia en el temperamento es obvio. De ahí que, para realizar un retrato de un personaje ilustre, también tengamos que observar con atención sus dolencias.

"Un buen puñado de ideas", de G.K. Chesterton

Gran parte de su ficción sigue siendo un placer irresistible. Además, produjo ensayos que no han perdido un ápice de actualidad, tanto por su efecto chocante o paradójico como por la profundidad de sus reflexiones. En este sentido, Gilbert Keith Chesterton (1874-1936) ya se ha incorporado al panteón de los clásicos, una vez transcurrido el tiempo necesario como para convertir sus libros en una trampa de la que no sentimos deseos de escapar.

A medida que la divulgación científica ha mejorado sus estrategias, ha ido creciendo el interés de los lectores más jóvenes. Al fin y al cabo, cuando estos son realmente curiosos, nunca se sacía del todo su afán de conocimiento.

Las grutas. El viaje a lo profundo. Los misterios intraterrenos. Literariamente hablando, son realidades con una inevitable carga simbólica, y con ese impulso se han ido convirtiendo en un reclamo que nos llega desde las entrañas de la Tierra.

En uno de sus libros, Peter Bogdanovich escribía que, a la hora de la verdad, cada generación de espectadores quiere que se le cuenten de nuevo las mismas historias. De ahí que cada vez que transcurre una nueva década, los veteranos se quejen al descubrir en la cartelera una nueva versión de viejas tramas que les hicieron soñar tiempo atrás.

"Un pie en el paraíso", de Ron Rash

Un pueblo y un crimen. ¿De cuántos modos, se preguntarán ustedes, habrá modificado la literatura esta premisa? Y más aún, ¿cuántos investigadores habrán resuelto ese delito en la ficción?