"Ultimátum a la Tierra" (Scott Derrickson, 2008)

Ultimatum a la Tierra

La humanidad siempre ha estado fascinada con la posibilidad de que haya vida más allá de la Tierra. La literatura y el cine de ciencia ficción han servido no sólo para entretener sino también para enfrentarse a las preguntas, esperanzas y miedos que tenemos acerca de la vida extraterrestre.

Todas estas especulaciones han cautivado nuestra imaginación colectiva y han inspirado el desarrollo de nuevas tecnologías para explorar los lejanos confines del universo y la posibilidad muy real de no estemos solos.

Una de las películas más originales e innovadoras del género es el clásico de ciencia ficción de 1951 The Day the Earth Stood Still (El día que la Tierra se detuvo, en Hispanoamérica, y Ultimátum a la Tierra, en España), una película que verdaderamente rompió los moldes y que ha influenciado a generaciones de entusiastas, autores y realizadores de la ciencia ficción.

Dirigida por el legendario realizador Robert Wise, la película cuenta la historia de un extraterrestre de aspecto humano, benevolente llamado Klaatu que aterriza con su nave espacial en Washington D.C. con el objetivo de reunirse con los líderes de la tierra para advertirles de que la violencia que comete el hombre contra el hombre amenaza de verdad la supervivencia de otras civilizaciones del universo.

Con la ayuda de Gort, su guardaespaldas robot gigante, Klaatu elude a las autoridades que intentan capturarlo y se sumerge él mismo en la cultura humana para obtener una mejor comprensión de la especie que parece estar empeñada en el conflicto y la destrucción.

Entabla amistad con una viuda y su hijo y, a través del prisma de esta amistad aprende mucho acerca de la humanidad, y en último término desafía a la humanidad a convertirse en la mejor versión de sí misma.

La película fue revolucionaria, no sólo por su, entonces, avanzada concepción de los extraterrestres, naves espaciales y robots, sino por su audaz variación de una alegoría familiar en la escalada de tensión que se produjo en la primera etapa de la era de la Guerra Fría.

“Todo el canon de la ciencia ficción de la América de los años cincuenta se construyó de forma tal que reforzara los miedos de occidente al Bloque Oriental”, destaca el productor Edwin Stoff. “El ‘otro’, al que había que temer, siempre era una metáfora del Comunismo. Lo notable acerca de Ultimátum a la Tierra, era que hacía recaer la responsabilidad sobre todos por igual. El ‘otro’, al que hay que temer, somos todos nosotros; la naturaleza del hombre y la terrible violencia de la que es capaz la humanidad”.

Otro aspecto de la película que la destaca de las demás, es la perspectiva desde la que se despliega. “Una de las cosas verdaderamente únicas del argumento es que se cuenta desde el punto de vista del extraterrestre”, observa Stoff. “Hemos visto cantidad de películas sobre extraterrestres, pero raramente nos vemos a nosotros mismos como extraterrestres”.

La idea de volver a realizar Ultimátum a la Tierra se le ocurrió en primera lugar a Stoff, que ha llevado la carrera de Reeves durante más 20 años, en la concepción de su éxito de taquilla 1994, “Speed”. Durante una reunión en los estudios de la Twentieth Century Fox, Stoff observó un póster de la clásica película en la pared. “Yo dije, ‘Olvidaos del proyecto por el que he venido a hablar con vosotros. Lo que tenemos que hacer es desarrollar Ultimátum a la Tierra con Keanu en el papel de Klaatu’”, recuerda ahora. “Parecía una gran idea, pero por una razón u otra, no se dio. Luego, por cosas del destino, apareció un borrador en mi puerta doce años más tarde”.

Según la nueva concepción del guionista Daniel Scarpa y del director Scott Derrickson, la premisa de la versión de 2008 de Ultimátum a la Tierra está enraizada no en la violencia del hombre contra el hombre, sino en la destrucción por parte de la humanidad del medioambiente de la Tierra. “Soy un tremendo aficionado de la película original”, afirma Derrickson. “Resultó tan interesante y original y avanzada para su época, en los efectos visuales, en el modo en que comentaba las tensiones de la Guerra Fría de esa era, en la idea de ver a la humanidad desde un perspectiva de un extraño. Verdaderamente es una gran película, pero la mayoría de los espectadores modernos no la han visto. Creo que la gente merece conocer esta historia, y esta ha sido una oportunidad fantástica para volver a contarla de un modo que trate las cuestiones y conflictos que nos afectan en este momento”.

“No hay nada que cuente la película original acerca de la naturaleza de la humanidad que no sea actual y relevante en cada detalle para esta generación de espectadores de cine”, cree Stoff. “Son los detalles acerca del modo en que tenemos la capacidad de autodestruirnos lo que ha cambiado. La evidencia de que estamos potencialmente haciendo un daño irreparable al medio ambiente es irrefutable. Los desafíos a los que nos enfrentamos hoy en día no son menos desalentadores, y si fallamos, no menos letales que a los que nos enfrentábamos antes del fin de la Guerra Fría”.

“Al volver a imaginar este cuadro, tuvimos la oportunidad de captar una especie de angustia real con la que la gente vive hoy, una preocupación muy actual de que el modo en que vivimos puede traer consigo desastrosas consecuencias para el planeta”, afirma Reeves. “Pienso que esta película responde a estas ansiedades. Sostiene un espejo en el que se refleja nuestra relación con la naturaleza y nos pide que nos fijemos en el impacto que tenemos sobre el planeta, para la supervivencia de nuestra especie y de todas las demás”.

Sinopsis

La famosa científica Helen Benson (Jennifer Connelly) se encuentra cara a cara con Klaatu (Keanu Reeves), un extraterrestre que ha viajado por el universo para advertir a la humanidad sobre una inminente crisis global. Cuando fuerzas que están más allá del control de Helen tratan al extraterrestre como a un ser hostil y se niegan a su petición de dirigirse a los líderes mundiales, ella y su hijastro Jacob (Jaden Smith) descubren las letales ramificaciones que subyacen en la afirmación de Klaatu de que es un "amigo de la Tierra". Ahora Helen debe encontrar el modo de convencer a la entidad que ha sido enviada para destruirnos de que la humanidad es digna de ser salvada, aunque puede que sea demasiado tarde. El proceso ha comenzado...

 

logonegrolibros

Términos de uso y Aviso de privacidad. ISSN 2530-7169 (Ilustración: Kellepics, CC)

  • Arthur Conan Doyle, impostor
    Escrito por
    Arthur Conan Doyle, impostor Una vez descartado que Arthur Conan Doyle escribiera las aventuras de Sherlock Holmes, se han elaborado muchas teorías acerca del verdadero autor de las aventuras del detective. Hay quien sostiene que las escribió el mismísimo…
  • Arte proustiano
    Escrito por
    Arte proustiano Proust prefería, en su adolescencia, a Meissonier y, en 1892, declaró que lo sustituía por Leonardo y Rembrandt. Un humanista enciclopédico y un pintor del tiempo, capaz de retratarle a un mismo modelo a lo…

logonegrociencia

Comfreak, CC

Trestesauros500

Vlynn, CC

  • Por derecho propio
    Escrito por
    Por derecho propio Cuentan que, si bien había un nutrido grupo de académicos que veían con buenos ojos la entrada de Emilia Pardo Bazán en la Real Española, pesó más la desaprobación de otros muchos. Entre ellos, Juan…

Cartelera

Cine clásico

  • Basil Rathbone, el eterno Sherlock Holmes
    Escrito por
    Basil Rathbone, el eterno Sherlock Holmes Está casi fuera de toda discusión que Basil Rathbone encarnó de manera magistral al personaje de Sherlock Holmes, tanto por su aspecto físico como por su formidable interpretación. Alto, con distinguidas facciones aquilinas, dotado de…

logonegrofuturo2

Imagen © Richard Kingston (young rascal)

logonegrolibros

MystycArtDesign, CC

logonegromusica

Fradellafra, CC

  • Anita Baker: "The Songstress" (1987)
    Escrito por
    Anita Baker: "The Songstress" (1987) El primer álbum de Anita Baker llevaba por título The Songstress. Fue editado por primera vez en 1983, y mostró el talento de esta gran vocalista en una serie de baladas, algunas de las cuales…

logonegroecologia

Coffy, CC